jueves, 13 de octubre de 2011

ASCENSION AL PICO DE AÑISCLO O SOUM DE RAMOND 3259 m DESDE EL REFUGIO DE PINETA.


Distancia total: 22 km.
Desnivel positivo: 2.019 m.
Dificultad. Alta por distancia y desnivel.

Hace poco que Carlos y un servidor fuimos a subir la montaña Punta de las Olas, pero como no quedamos satisfechos del todo queríamos repetir la ruta para alargarla un poco más y subir al pico Añisclo o Soum de Ramond.

Como sabíamos que la ruta es muy larga y con mucho desnivel había que empezar a caminar muy pronto. Por eso el tren de Els Perduts en esta ocasión viajaría de noche.

Así que a las 12.15 horas de la noche salíamos de Reus Carlos, su amigo Mario y un servidor. A las 4.15 llegábamos al refugio de Pineta donde dejamos el auto y a las 4.30 empezábamos la ruta.

Esto es como cuando eras pequeño que ibas de excursión y por la noche no podías dormir esperando que llegara el momento, pues lo mismo pero sin tener que esperar.

Además el hacer la ruta nocturna sería una buena oportunidad para provar mi último invento: Bastones con luz, algo que todavía no existe y que seguro que pronto vereis en el decathlon.

ÚLTIMO INVENTO DE JUAN PERDUT.

BASTONES DE CAMINAR CON LUZ.

YA EN MARCHA.

EL INVENTO GENIAL. SOLO FALTA PATENTARLO Y COMERCIALIZARLO.

CAMINANDO POR EL BOSQUE ENCANTADO.

El invento genial, funciona a la perfección, lo que pasa es que con luna llena no hacia falta tanta luz y la apague, ya que parecía que pasaba un camión por el sendero.

Aunque para rutas nocturnas donde no conoces el camino y la noche es muy cerrada serían geniales.

A las 7.30 y después de tres horas caminando habíamos superado los primeros 1.213 metro de desnivel. En el collado vimos como delante nuestro era de noche y a nuestras espaldas se hacia de día, vamos un espectáculo que hay que verlo para saber lo que es de verdad.

EL GRUPO EN EL COLLADO DE AÑISCLO...

CON LA NOCHE DELANTE Y...

EL AMANECER DETRÁS. ¡ESPECTACULAR!

LA MUNIA QUE PARECE QUE LA PODEMOS...

TOCAR, GRACIAS A LA CLARIDAD DEL DÍA.

AL FONDO...

LOS ASTAZOU.

Tras una merecida parada en el collado para desayunar vimos como la luz del sol empezó a pintar la montaña de color para nosotros y seguimos la ruta en un día donde no vimos ni una nube, ni viento, tan solo un anticiclón bendito que era todo una seguridad para un día que iba a ser muy intenso.

Una vez ya en ruta y como el otro día seguimos el GR-11 para rodear la montaña de la Punta de las Olas, ascenderla y evitar la tartera que sube a la cima directa pero que al estar tan descompuesta tiene su riesgo de irte para abajo.

EL SOL EMPIEZA A COLOREAR LA MONTAÑA.

ELS PERDUTS BAILANDO CON SARRIOS.

EL CIRCO DE PINETA Y LOS LLANOS DE LA LARRI.

LA TARTERA, CAMINO MÁS DIRECTO QUE NO COGEREMOS POR SU PELIGRO.

NOSOTROS IREMOS POR LA FAJA QUE PASA EL GR.

SORTEANDO UNAS CADENAS...

QUE SON UNA GRAN AYUDA PARA...

SORTEAR UN GRAN ESCALÓN DE PIEDRA.

CARLOS POR GR-11 Y PARTE DE LA FAJA, LAS VISTAS DE INFARTO.

JUAN PERDUT CON EL CAÑÓN DE AÑISCLO DETRÁS.

ZOOM DEL CAÑÓN DE AÑISCLO.

DEJAMOS EL GR PARA...

COGER LA SENDA QUE VA A LA CIMA DE PUNTA DE LAS OLAS.

TREPADA FINAL...

PARA LLEGAR A LA CIMA DE LA PUNTA DE LAS OLAS 3002 M.

JUAN PERDUT EN LA CIMA DE LA PUNTA DE LAS OLAS UNOS DÍAS DESPUÉS DE ESTAR EN ELLA Y CON EL PICO DE AÑISCLO DETRÁS.

El día claro y despejado que nos regalaba unas vistas impresionantes al contrario que hace unos días cuando estuvimos por la zona. Aquel día el Soum de Ramond casi ni verlo, hoy lo teníamos delante y solo quedaba ir para subir este majestuosa montaña que esta entre el Monte Perdido y la Punta de las Olas.

Pues a por el segundo objetivo sin perder tiempo y tras no poder parar de hacer fotos en un día espectacular.

HACIA EL SOUM DE RAMOND O PICO DE AÑISCLO.

VISTAS DE LA PUNTA DE LAS OLAS DESDE LA SUBIDA AL PICO DE AÑISCLO.

MARIO UNA LOCOMOTORA HUMANA HACIA LA CIMA CON EL PICO DE BAUDIMONT ABAJO.

PRIMERA VISTAS DEL MONTE PERDIDO DESDE EL COLLADO.

MARIO A POR LA ÚLTIMA TREPADA ANTES DE LA CRESTA.

JUAN PERDUT EN LA CRESTA FINAL.

Tras 9 horas de ruta y mucho esfuerzo estábamos en la cima del pico Añisclo o Soum de Ramond. La verdad es que los últimos 250 metro muy duros, la fatiga y el terreno muy descompuesto hizo que el que os narra lo pasara regular tirando a mal.

Todo esto olvidado tras la satisfacción de estar a 3259 de altitud en un día tan espléndido. Además una buena dieta y un muy buen entrenamiento en montaña hizo que la recuperación fuera inmediata y sin ningún problema para afrontar las 8 horas de ruta que nos quedaban hasta el coche.

JUAN PERDUT EN LA CIMA DEL AÑISCLO.

FOTO DE CIMA Y DE EQUIPO TRAS 9 HORAS ANDANDO.

CARLOS CON EL PERDIDO DETRÁS...

DONDE LA CIMA ESTA MUY CONCURRIDA.

VISTAS DEL CAÑÓN DE ORDESA, MONTAÑAS PUNTA TOBACOR Y TORRE DE GORIZ.

VALLE DE PINETA DESDE LA CIMA, DE DONDE VENIMOS NOSOTROS.

JUAN PERDUT CON EL MONT PERDUT DETRÁS.

EL DÍA TAN DESPEJADO QUE VEÍAMOS PERFECTAMENTE EL MIDI DE BIGORRE...

CON SUS ANTENAS.

YA PARA ABAJO PASANDO POR UN NEVERO.

DE NUEVO HACIA LA PUNTA DE LAS OLAS.

MARIO Y CARLOS BAJANDO.

EL SOUM DE RAMOND DESDE LA PUNTA DE LAS OLAS DESPUÉS DEL ASCENSO.

CARLOS MUY CONTENTO EN UN GRAN DÍA DE MONTAÑA PURA Y DURA.

EL ZUCÓN DESDE LA FAJA DE LA PUNTA DE LAS OLAS.

Y ES QUE AQUÍ MIRES DONDE MIRES TODO ES ESPECTACULAR.

La bajada interminable para todos, sobre todo para Mario donde la comida le sentó mal y las botas le hacían daño. Os puedo decir que gracias a que este montañero tiene entrenamiento militar pudo hacer las ocho horas de bajada.

A un ser humano normal lo habrían tenido que bajar en helicóptero seguro. Carlos y un servidor fuimos arropando y animando a nuestro compañero de cimas para llegar todos sanos y salvos al coche.

Eran las 21.30 cuando llegamos al coche cansados pero muy contentos tras una ruta montañera pura y dura, donde algunos y como dicen en Andalucia quedamos jartos de montana, vamos lo que un servidor quería.

Tras 17 horas de ruta y ya en el coche ibamos hacia Reus. Mario dormía convaleciente, Carlos y un servidor comentabamos la jugada de un día simplemente maravilloso y donde un servidor llevó su máxima al limite: YA DORMIRÉ CUANDO ESTE MUERTO.

No hay comentarios:

Publicar un comentario